Gabrielle

No es la primera vez que en mi vida escojo un nuevo “camino”… ni mucho menos.

Mi camino empezó en Francia, pasó por España, por Australia… y me trajó otra vez a España donde estoy ahora viviendo con mi marido José Félix y mi hijo Santiago.

Día tras día y paso a paso (literalmente como cuando hice el Camino de Santiago viniendo de Francia) –  he intentado alcanzar mis sueños.

Algunas veces me ha salido genial… otras veces, no.

Pero cuando las cosas me han salido (aparentemente) mal… siempre he pensado que era porque el Universo tenía mejores planes para mí… y en eso nunca me he equivocado.

Creo que hemos venido a esta tierra para amar, amar, amar y servir, servir, servir… – con risa y elegancia en la medida de lo posible -… y dejándonos guiar por nuestra alma.

Mi mantra personal es: ¡un poco de Kundalini Yoga + un poco de risa = una vida mucho más bonita!